En entrevista colectiva, la candidata a la Alcaldía de Aguascalientes, Tere Jiménez Esquivel, señaló que esta campaña no le parece por demás extraña, toda vez que siendo alcaldesa ha mantenido un constante contacto con los ciudadanos a través de las visitas a las distintas colonias, afirmando que cada una presenta necesidades distintas que habrán de atenderse.

En el tema del agua, enfatizó que ellos en el Ayuntamiento no firmaron ningún trato, y en todo caso fue el PRI quien trajo la concesión a Aguascalientes, “y nosotros no la refrendamos. Creo que el tema del agua es delicado y tienen que estar expertos en un Consejo Técnico para tomar la decisión; no es la cuestión política la que tiene que intervenir, tenemos que solucionarlo”.

Respecto a la invitación hecha por su contrincante de Morena a la Alcaldía de la capital, Árturo Ávila Anaya, a firmar un pacto de civilidad y no agresión, se dijo dispuesta a hacerlo, al tiempo que pidió que realmente se respete, “porque a lo mejor sólo es una estrategia y luego en Facebook nos tiran. Aquí es que realmente el pacto sea de conciencia, sea verdadero y de civilidad, porque la gente de Aguascalientes quiere propuestas y resultados y no una guerra que no nos va a llevar a nada”, comentó.

Por otro lado, la candidata también hizo notar que la próxima administración tendrá una duración de tan sólo un año 8 meses, y consideró que “este periodo es propicio para dar continuidad a los programas que han generado buenos resultados”. Tere agregó: “es muy poco tiempo para empezar de cero. Nosotros hemos demostrado con hechos y resultados que la prioridad es el bienestar de las personas, por eso es tiempo de refrendar la confianza en este proyecto que definitivamente es el ganador”, finalizó.