Tras asumir la presidencia interina del Consejo de Administración del Centro Comercial Agropecuario, Francisco Javier Martínez Ortiz informó que la actividad mercantil crece actualmente un cuarenta por ciento en este mercado de abastos, gracias a la temporada de Navidad y Fin de Año, a favor de una plantilla de 17 mil trabajadores.
Asimismo informó que ya iniciaron las demandas judiciales en contra de aquellos condóminos que por años no han pagado sus cuotas a la administradora del Agropecuario, a cambio de recibir diversos servicios de limpia, agua, alumbrado público y vigilancia. Los adeudos pendientes suman unos 11 millones de pesos.
Con diez días en el puesto, dijo que se procedió a bachear todo el pavimento del Centro Comercial Agropecuario, que representó una inversión de varios miles de pesos, aunque las lluvias de los recientes días en conjunción con el transporte pesado han provocado algunos otros.
En entrevista con El Heraldo, Francisco Martínez informó que luego de la renuncia de Rodrigo Jiménez Loza a la dirigencia del Consejo de Administración del Centro Comercial Agropecuario, por estatutos quedó como presidente interino para cumplimentar el trienio que terminará durante el primer cuatrimestre del 2018.
Francisco Martínez comentó que el Consejo Directivo debe cambiar cada tres años y el ejercicio 2018 será el tercer año, por lo que se deberá celebrar una nueva asamblea para elegir a las nuevas autoridades de este mercado de abasto durante los tres primeros meses del 2018, por lo que se podría programar entre enero y marzo próximos.
A lo largo del 2017, dijo que la actividad comercial ha sido positiva en este mercado de abasto, aunque algunos comerciantes expresan que no ha sido bueno, aunque se observa al mismo tiempo que llegan y llegan camiones a los establecimientos y se genera un flujo de mercancías.
Para esta temporada decembrina, apuntó que prácticamente todos los giros que se comercializan en el Agropecuario registran movimiento positivo.
Para los siguientes tres o cuatro meses, tiempo que le queda al actual Consejo directivo del C. C. Agropecuario, será cumplir con las metas planteadas desde el inicio como controlar a los comerciantes ambulantes y que paguen por los derechos por laborar en este espacio privado. Otra situación fue evitar gastos innecesarios para la administradora y se invitó a los condóminos a pagar los adeudos pendientes por 11 millones de pesos, puntualizó.