La falta de prudencia al manejar fue la razón por la que se suscitó un choque tipo alcance entre un taxi y un auto particular, causando daños materiales no mayores a los 15 mil pesos.
Los hechos se registraron cuando Miguel, de 25 años de edad y con domicilio en la Avenida Gabriela Mistral, conducía el auto de alquiler con número económico 908 y placas A-908-AAA. Al cruzar por la avenida Alameda y pretendiendo incorporarse al paso a desnivel de la Avenida Gómez Morín, se impactó en la parte posterior del auto Honda Civic 2002, con placas ACU-376-B, conducido por Maribel de 31 años de edad.
Al lugar de los hechos se trasladó la ambulancia ECO-332 del ISSEA a cargo de la paramédico Fernanda Ibarra, quien tras valorar a ambos conductores, determinó que los golpes no eran de gravedad por lo que no fue necesario llevar a los implicados al nosocomio.
Cabe mencionar que al no existir acuerdo entre ambas partes, los autos fueron trasladados a la pensión municipal.