La incorporación de una flotilla de bicicletas a la ciudad es bienvenida, pero sigue faltando la infraestructura vial para que el uso se dé en las mejores condiciones para los tripulantes, señaló el maestro Omar Vázquez Gloria. Subrayó que cualquier ciclista en esta ciudad, si no va en grupo, vive el peligro de ser embestido por un automóvil o camión, como si fuera un estorbo en el arroyo.

En entrevista, el decano del Centro de las Ciencias de la Construcción y el Diseño, de la UAA, sostuvo que falta mucha educación vial para asimilar la bicicleta como un ente presente en la vialidad, al que hay que respetar y darle su lugar. En ese sentido, confió en que la puesta a disposición de bicicletas a la ciudadanía, sirva de presión a las autoridades para desarrollar la infraestructura vial que se necesita para poder circular con seguridad.

Vázquez Gloria subrayó que está comprobado que en ciudades donde se impulsa el uso de la bicicleta como medio alternativo, hay una contribución real no sólo al medio ambiente, sino a modificar la cultura del vehículo automotor y favorecer a ciclistas y peatones. Finalmente, consideró que hace falta una política muy firme donde los ciudadanos en general nos eduquemos, porque subiendo al auto nos olvidamos que somos peatones, de ahí que se requiere un enfoque educativo para la convivencia segura entre peatones, ciclistas y automovilistas.