Sentencias que van desde los 77 a los 107 años de prisión, fueron las que recibieron tres integrantes del Cártel de Sinaloa que en el año 2007 se vieron involucrados en el homicidio de cuatro policías municipales de Aguascalientes, en lo que fue llamado el “Jueves Negro”.
Ya en el año 2015 se les había dictado una primera sentencia, pero un tribunal federal ordenó la reposición del proceso.
Los sentenciados son Mario; Aarón, alias “El Púas” y/o “El Chaneke” y José Luis, alias “La Parka” y/o “El 25”.
En el mes de febrero del año 2007 estos maleantes fueron detenidos tras participar en el homicidio de cuatro elementos de la Policía Municipal de Aguascalientes.
En el año 2015 se ordenó la reposición del proceso, tras haber apelado una sentencia de 185, 175 y 107 años de prisión, respectivamente.
Durante tres años se llevó a cabo un nuevo juicio por parte de un juez federal con sede en el estado de Jalisco.
La Procuraduría General de la República, a través del agente del Ministerio Público de la Federación, volvió a presentar todas las pruebas fundamentadas, que permitieron dictar una nueva sentencia condenatoria por los delitos de delincuencia organizada en la modalidad de delitos contra la salud y secuestro; homicidio doloso calificado y portación de armas de fuego de uso exclusivo del Ejército, Armada y Fuerza Aérea Mexicana.
Mario fue condenado a 107 años y seis meses de prisión, más un pago de 19 mil 040 pesos; Aarón recibió una condena de 97 años y seis meses de prisión, más el pago de una multa por 19 mil 040 pesos y José Luis, fue sentenciado a 77 años y seis meses de prisión, más el pago de una multa de 11 mil 900 pesos.