Elementos de la Policía Federal Ministerial de la Fiscalía General de la República en Aguascalientes, cumplimentaron dos órdenes de aprehensión contra igual número de personas que eran requeridas por la justicia.
Una mujer de nombre Ana, fue detenida y quedó a disposición de un juez de Control Federal, en cumplimiento a una orden de aprehensión por la comisión de un delito contra la salud, en la modalidad de posesión de narcóticos, con fines de comercio en la variante de venta.
Esta mujer fue detenida en el mes de mayo pasado en el municipio de Tepezalá, junto con un individuo de nombre Hanzony, tras ser sorprendidos en posesión de 12 kilos con 507 gramos de marihuana; 570 gramos con 369 miligramos de “cristal”; 11 gramos y 875 miligramos de clorhidrato de cocaína y dos básculas grameras.
Posteriormente, en el mes de agosto y tras declararse culpables del mencionado delito, ambos fueron sentenciados a cuatro años de prisión, aunque lograron obtener el beneficio de sentencia en libertad.
Sin embargo, debido a que Ana no cumplió con las medidas que le fueron fijadas por el juez federal, éste le giró la orden de aprehensión y fue nuevamente detenida, siendo trasladada al Centro de Reinserción Social Femenil donde deberá de cumplir su sentencia.
OTRO DETENIDO. Por otra parte, los elementos de la Policía Federal Ministerial cumplimentaron otra orden de aprehensión al detener en el municipio de Calvillo al señor José, por la probable comisión del delito de portación de arma de fuego sin licencia. Previamente, elementos de la Policía Municipal de Calvillo lo habían detenido en posesión de un arma de fuego calibre 22.