La Federación castigó a Aguascalientes -y sin duda a otros estados- en presupuesto para obra pública. Pero con ahorros y buen manejo de las finanzas, no están en riesgo proyectos estratégicos, destacó el gobernador Martín Orozco Sandoval, entrevistado en Casa Aguascalientes.

Señaló que inicialmente la SCT destinaría para este año 120 millones de pesos, luego redujo la partida a 112 millones y ahora sólo serán 20 millones. En consecuencia, se hará un reacomodo en el presupuesto local y en el año en curso habrá de ejercerse una partida global de 3 mil 400 millones de pesos en infraestructura. Ese monto incluye los mil millones del Fondo de Estabilización, que tradicionalmente no se transparentaban.

Dijo que en caminos rurales y agua se tenían importantes proyectos, pero el apoyo fue nulo. Refirió que siempre que hay una crisis por baja recaudación o una redistribución del presupuesto, lo que más se afecta es la obra. “Y en este caso no fue un tema de que el presidente tuviera menos dinero, sino que hubo un rediseño al presupuesto, sin duda con prioridad a sus cuatro programas del área social. En Aguascalientes ya nos traen desde hace unos cuatro o cinco años, en el tema de recursos de la SCT; todavía en el sexenio anterior se canalizaban 300 o 400 millones, y ahora 20 millones, que es nada. Fue un golpe muy fuerte que desde diciembre se veía venir, por lo que nos preparamos”, añadió al reiterar que se han hecho acomodos para darle prioridad al mantenimiento de carreteras que es donde más golpearon.

Explicó que en obras nuevas, “tuvimos que quitar algunas, pero no se pueden reducir los recursos a proyectos estratégicos, como el flujo del segundo anillo, y de movilidad con obras diversas para dar la opción de cruzar la avenida Aguascalientes”.

Detalló que en el terreno económico, para que el estado amortigüe los embates que ya se sienten a nivel nacional e internacional, además de inversiones importantes como la de Flex y Continental, se dará fuerte impulso a las Mipymes, porque de cada 10 empleos, siete son de las micro y pequeñas empresas, de ahí que es fundamental darles financiamiento blando para que puedan aguantar las dificultades de este año y el próximo.

Finalmente, Martín Orozco expresó que “trabajamos para Aguascalientes, conscientes del entorno que se vive actualmente y más conscientes de cómo debemos dejar el estado para los próximos años; se heredarán bases sólidas”.