No descarta el Secretario General del Sindicato de la Industria Automotriz y Metalmecánica, Rogelio Padilla de León que de un momento a otro Nissan tome la decisión de aplicar un paro técnico para todos sus trabajadores en virtud de la contingencia que se vive en el país y en el mundo por el COVID-19, lo anterior tras la decisión tomada por Honda y Ford en México y que incluso en Estados Unidos, el sindicato del ramo automotriz ha solicitado lo mismo a las tres grandes armadoras. “El sindicato del ramo automotriz en la Unión Americana exige que se descanse tres semanas y las tres grandes armadoras están a punto de aceptarlo y yo creo que aquí en México, la decisión que tomó Honda fue buena, así como Ford y Nissan espero que no tarde en hacerlo pero ojalá y sea con condiciones apropiadas y que no sean muy lesivas para los trabajadores, porque se nos vino a cargar esta situación, es un tema que se nos viene a sumar a la baja producción que ya traía, nos pegó por todos lados”.

Por lo pronto dijo que están mandando a descansar a la gente con síntomas de males respiratorios, a mujeres embarazadas o lactando, además de las medidas higíenicas al interior de las empresas del sector automotriz y de autopartes en Aguascalientes.

Asimismo dijo que como sindicato están entre la espada y la pared porque quieren que los trabajadores estén protegida y que no corran riesgos en el sentido de que se vayan a contagiar, en un centro donde hay mucha gente concentrada, pero también les preocupa lo económico, “de declarar una contingencia sanitaria, en lo económico afecta muchísimo y la ley contempla un pago muy raquítico, tendremos que hacer negociaciones con cada empresa”.