Bajo el lema “Abrazando a México, ni un mexicano menos”, cerca de 3 mil personas en Aguascalientes marcharon a favor de proteger la Vida, la Familia y las Libertades Fundamentales, tras la convocatoria hecha por el Frente Nacional por la Familia. Al respecto, su coordinador en la entidad, Carlos García Villanueva, reiteró que no cederán ni un paso en su lucha hasta lograr que los legisladores locales aprueben la iniciativa que protege la vida desde su concepción hasta la muerte natural.
Pasadas las 6 de la tarde arrancó la marcha pacífica desde el cruce de Madero y Cosío para posteriormente seguir por Héroe de Nacozari y llegar a la Glorieta del Quijote de la Mancha. Con esta manifestación Aguascalientes se unió a la iniciativa nacional y que fue simultánea en más de 70 ciudades del país.
García Villanueva señaló que esta marcha fue para expresar el rechazo en contra de la violencia e impunidad que afecta a millones de ciudadanos y sus familias en México y ante el peligro latente de que se atente contra el matrimonio, conformado entre un hombre y una mujer, además de que se orille a las mujeres a atentar en contra de la vida de su propio hijo que está en su vientre. “Exigimos respeto a todos los legisladores federales, no agravar el problema de muerte y crimen organizado al tratar de legislar en sus congresos el homicidio y feminicidio prenatal y que no adoctrinen a nuestros hijos con falsas ideologías que confunden su sexualidad”.
Apuntó que en el caso de Aguascalientes mantienen una estrecha comunicación con los legisladores locales, por lo que esperan alcanzar los votos necesarios para que en el transcurso del actual periodo ordinario de sesiones, por fin salga la iniciativa que busca proteger la vida desde su concepción hasta la muerte natural.
A esta convocatoria asistió el Obispo José María de la Torre Martín, quien en breve entrevista dio a conocer que está en la elaboración de una Carta que dirigirá a toda la Diócesis para hacer una Jornada de 40 días por la Vida. Cabe señalar que a esta marcha asistieron la diputada local Paloma Amézquita Carreón y la senadora por Aguascalientes, Martha Márquez Alvarado, así como varios pastores evangélicos y líderes de varios organismos.