Comenzó la fase de grupos en la Champions League 19-20, uno de los partidos más atractivos de la jornada era la visita del actual monarca, el Liverpool, a Italia para medirse al Napoli del mexicano Hirving Lozano que salió como titular haciendo un tridente muy interesante junto a Dries Mertens y Lorenzo Insigne. Las expectativas no se quedaron cortas, ambos equipos salieron con una propuesta ofensiva buscando el arco rival en lo que terminó siendo un duelazo que se definió en los últimos minutos de juego.
Con un ritmo frenético hubo jugadas de peligro en ambas porterías, de un lado Koulibaly estuvo espectacular quitándole opciones claras al Liverpool en hasta tres ocasiones cuando Salah y Mané estaban listos para definir. Al minuto 7 Mario Rui impactó de volea en dos ocasiones dentro del área, Adrián atajó ambos embates con grandes reacciones, en el tercer rechace Hirving Lozano mandó al fondo la pelota de cabeza, pero se anuló por un claro fuera de lugar. El juego siguió con ese ritmo, Lozano estuvo participativo por todo el frente del ataque quedando cerca del gol si no es por las buenas intervenciones tanto de Van Dijk como de Matip. La más clara la tuvieron los Reds en la recta final del primer tiempo en un contragolpe donde Milner cedió para Salah que llegaba solo para empujar, Rui se aventó una barrida salvadora evitando el primero del Liverpool.
Ya en el complemento, Rui centró desde la izquierda un gran balón que Mertens remató de volea en el área chica, Adrián alcanzó a desviar con la punta del guante en una atajada impresionante. Al 65′ un error en la salida del conjunto italiano dejó a Salah solo dentro del área, el egipcio sacó potente disparo cruzado que Meret sacó con manotazo extraordinario, haciendo la salvada del partido. Al 80′ llegó la jugada clave cuando Callejón fue derribado por Robertson en el área, Mertens cobró fuerte cruzado desde los once pasos poniendo arriba al Napoli. Cuando parecía terminar todo con la mínima diferencia, un error garrafal de la zaga red dejó solo a Llorente ante Adrián, el duelo de españoles lo ganó el delantero que definió por debajo de las piernas del arquero, firmando la victoria napolitana 2-0 que le abolla la corona al campeón de Europa. Hirving Lozano jugó 68 minutos, siendo sustituido por Llorente, teniendo buena participación. Por el momento se coloca el Napoli como segundo del grupo E con tres puntos luego de que el Salzburg goleara 6-2 al Genk.