Un joven padre de familia murió de un infarto fulminante, mientras conducía su automóvil e iba acompañado de su esposa y de sus dos hijos pequeños, quienes fueron testigos de la tragedia.

Los hechos se registraron el domingo a las 17:00 horas, en la avenida Agostaderito y esquina con la calle Julián Medina, en la colonia Insurgentes.

La persona fallecida fue identificada como Carlos Fernando, de 29 años, con domicilio en el fraccionamiento Alamos, en el municipio de Jesús María.

Al momento de los hechos conducía un automóvil Peugeot, modelo 2007, color azul marino y con placas de circulación 643-UWP de la Ciudad de México.

Lo acompañaban su esposa Mayrani Lizeth, de 28 años y sus dos hijos pequeños.

Al desplazarse por la avenida Agostaderito en dirección de sur a norte comenzó a sentirse mal, por lo que decidió estacionarse antes de llegar al cruce con la calle Julián Medina, a la altura de la Delegación Municipal “Insurgentes”.

Repentinamente, cuando apenas bajó del coche, cayó al suelo inconsciente ante la mirada de su esposa y sus hijos, por lo que llamaron a los servicios de emergencia.

Instantes después llegó la patrulla 0245-B1 de la SSPM, cuyo oficial al percatarse de la situación, requirió la presencia de paramédicos de manera urgente.

Instantes después llegaron unidades de la Policía Preventiva del Destacamento “Insurgentes” y de la Policía Vial, además de una ambulancia de la Cruz Roja.

Sin embargo, cuando los paramédicos examinaron a Carlos Fernando, confirmaron que ya había muerto a consecuencia de un infarto agudo.

A fin de realizar las diligencias correspondientes, arribaron al lugar de los hechos los agentes del Grupo Homicidios de la PME, personal de la Dirección de Servicios Periciales y el agente del Ministerio Público de Hospitales, quien dio la fe ministerial del cadáver

Los técnicos en urgencias médicas de la Cruz Roja, brindaron atención a la esposa y a los dos niños, quienes sufrieron una fuerte crisis nerviosa por lo ocurrido.