El presidente del Poder Judicial del Estado, Juan Manuel Ponce Sánchez, consideró plausible la reforma penal local concretada hace un par de semanas y que ha empezado ya a frenar “la velocidad de la denominada puerta giratoria” para delincuentes del fuero común.

“Es una realidad que al interior de la prisión debe quedarse toda esa gente que está afectando y alterando la vida de la sociedad en general; debe permanecer separada del contexto social, por lo menos durante el proceso”, agregó.

Sostuvo que la reforma que está dictando prisión preventiva a quienes roban y a diario afectan a la sociedad tiene sustento jurídico, y si bien la justicia federal podría considerar otorgar amparos a quienes lo soliciten, sus resoluciones servirán para mejorarla.

Así son los ordenamientos legales, perfectibles y en constante evolución, agregó en entrevista, al tiempo de recalcar que esa reforma era necesaria para compensar una falla que se venía señalando hace tiempo respecto el nuevo Sistema de Justicia Penal.

Indicó que en materia penal hay una constante y especial necesidad de ir perfeccionando las leyes porque el sistema de justicia no debiera ser esa “puerta giratoria” que estuvimos viendo los últimos dos años.

Se ha actuado, empiezan a darse resultados con el incremento del ejercicio de la acción penal por parte de la Fiscalía, y la emisión de órdenes de aprehensión por parte de la estructura jurisdiccional.

Si repromueven amparos, “ya nos dirán dentro de seis o siete meses los tribunales federales, si tuvimos razón o no”, agregó Ponce Sánchez expresando su confianza en que se está viendo por el interés general.

En ese sentido, respaldó el trabajo de la Fiscalía General del Estado que ha incrementado notablemente las órdenes de cateo para la revisión de puntos de presunta actividad ilícita, donde casi siempre han tenido resultados favorables.

También, las órdenes de aprehensión que si siguen siendo más, es porque hay trabajo de investigación suficiente para concretar detenciones y sacar de circulación a quienes dañan a la población, de tal manera que todas las que soliciten serán atendidas dentro del marco y el plazo que establece la ley, concluyó.

¡Participa con tu opinión!