El IMSS recomienda a los padres de familia elegir con cuidado los juguetes para sus hijos y limitar el tiempo que destinan a los videojuegos, sobre todo durante las vacaciones, porque suelen usarlos de manera excesiva y en consecuencia, afectar su salud física y mental.
El coordinador de primer nivel de Atención Médica en la delegación estatal, Néstor Martínez Orozco, especificó que se ha observado una marcada asociación entre el uso excesivo de juegos electrónicos y el abuso de sustancias tóxicas, tabaco y alcohol.
Existen estudios que demuestran que los menores están más propensos a las adicciones cuando pasan más de tres horas al día con la televisión o los videojuegos. Además, son causa de baja autoestima, aislamiento, distorsión de la realidad y depresión.
El médico señaló que la sobreexposición a videojuegos, celulares o tiempo de pantalla, genera hábitos sedentarios que desarrollan obesidad y enfermedades asociadas como diabetes, hipertensión y altos niveles de colesterol, así como lesiones en mano.
Para escoger los juguetes, los adultos deben tomar en cuenta las siguientes consideraciones:
El entretenimiento, los juegos y juguetes deben favorecer las relaciones humanas y la comunicación; deben educar, potenciar la creatividad de los menores y transmitir formas de vida saludable, de lo contrario no son apropiados; asimismo, deben ser una fuente de salud y no una dificultad para el bienestar de niños y adolescentes.
Es de vital importancia que los tutores limiten a dos horas, el tiempo que los menores utilizan los aparatos electrónicos y los exhortó a convertirse en promotores de actividades al aire libre, deporte, eventos culturales y esparcimiento sano para sus hijos.