David Julián Torres Martínez

Semicalcinado y con el tiro de gracia, fue encontrado el cadáver de un hombre a la orilla de un camino de terracería, en el poblado de San Antonio de Peñuelas, Aguascalientes, cerca del Aeropuerto Internacional “Jesús Terán Peredo”.
Los hechos se reportaron alrededor de las 13:10 horas del miércoles, luego de que una mujer que se encontraba cuidando a sus vacas mientras pastaban, realizó el hallazgo.
Al lugar del hallazgo llegaron policías preventivos y policías estatales, quienes fueron guiados por la mujer hasta la escena del crimen, ya que se trata de una zona de difícil acceso.
Bajo la sombra de varios mezquites, los policías preventivos y estatales observaron el cadáver de un hombre, tendido boca abajo, con las manos atadas a la espalda con un alambre y con huellas de quemaduras, ya que aparentemente le rociaron gasolina y posteriormente le prendieron fuego, por lo que al menos el 50% de su cuerpo se encontraba calcinado.
Se estableció que la víctima presentaba un balazo en la cabeza, característico del llamado “tiro de gracia”.
Al no encontrar ninguna identificación entre los restos, el cadáver fue trasladado al Semefo donde quedó depositado en calidad de desconocido. Se informó que la víctima de aproximadamente 20 años, vestía una camiseta color blanco y pantalón de mezclilla.
Tras acordonar la zona, se solicitó la presencia del personal de la Fiscalía General del Estado.
Más tarde arribaron agentes del Grupo Homicidios, el agente del Ministerio Público de Hospitales y peritos de la Dirección de Investigación Pericial, quienes se encargaron de realizar el levantamiento de la escena, recabando indicios en el lugar, y posteriormente, hasta cerca de las 15:00 horas, recogieron el cuerpo del desconocido para trasladarlo a la morgue del Semefo, donde se continuará con la investigación para dar con la identidad del desconocido.
Cabe mencionar que, de acuerdo con la mujer que encontró el cadáver, la zona donde fue realizado el hallazgo es usada comúnmente para pastorear ganado y varias familias lo usan para hacer días de campo.
El lugar donde se encontraba el cuerpo, es una terracería que conduce del Ejido Peñuelas al aeropuerto internacional “Jesús Terán Peredo”.