Desde hace una década se desapareció misteriosamente y sus familiares ya lo habían dado por muerto, pero el pasado martes fue localizado vivo por policías estatales y preventivos de Calvillo.
Se trata de un hombre identificado como Eduardo, de 33 años, originario del estado de Tamaulipas.
El pasado martes por la noche, tanto policías municipales como de la Policía Estatal se encontraban realizando labores de vigilancia en la Zona Centro de Calvillo, cuando en determinado momento detectaron a un hombre en situación de calle y debido a las condiciones climatológicas decidieron ayudarlo.
Esta persona que padecía de sus facultades mentales, repetía constantemente su deseo de reunirse con sus familiares que radican en Tamaulipas.
Con los pocos datos que se lograron obtener, fue posible la localización de sus familiares, quienes señalaron que Eduardo había desaparecido desde hace 10 años y ya no volvieron a tener noticias de él, por lo que ya incluso lo habían dado por muerto.