En este cierre de ciclos escolares, la Dirección de Reglamentos y la Secretaría de Seguridad Pública del Ayuntamiento de Aguascalientes refuerzan su operativo especial para detectar y desalentar la celebración de fiestas clandestinas, en las cuales suelen encontrarse a menores de edad consumiendo bebidas embriagantes y en algunos casos sustancias psicoactivas.
José de Jesús Aranda Ramírez, director de Reglamentos Municipal, señaló que este año se han detectado e intervenido cinco fiestas tipo “rave” en las que participaron cerca de 1,500 asistentes en total. En 2017 fueron 13 los eventos intervenidos y 4 el año pasado. Aranda Ramírez aclaró que hasta el momento no se tiene detectado que haya redes delincuenciales que organicen las fiestas ilegales, pues estos encuentros son organizados por los mismos jóvenes preparatorianos y convocados mediante las redes sociales.
Estos festejos suceden en la periferia de la ciudad y los denunciantes suelen ser los propios padres de familia. Lo que se busca al intervenir ese tipo de eventos, dijo, es preservar y cuidar la salud e integridad de los menores. Detalló que la Dirección de Reglamentos decomisa todo el alcohol existente en las fiestas y del mismo modo, quienes poseen sustancias ilegales, son llevados ante la justicia, siempre protegiendo la integridad de los detenidos.
Finalmente, aseguró que estos operativos son agradecidos por los padres de familia, ya que los hijos se escapan de sus casas para poder asistir. Son papás y mamás quienes mandan las direcciones y las ubicaciones de esos lugares ilegales para salvaguardar a los adolescentes. El número de Whatsapp para denunciar este tipo de encuentros es el 449-257-70-49.