En buenas condiciones se encuentran las presas del estado luego de las primeras precipitaciones de la temporada, señaló el director de la Conagua en Aguascalientes, Octavio Cárdenas Denham. Señaló que ninguna representa algún riesgo para la población, toda vez que no hay una que esté al límite o que rebase su capacidad.

En tal sentido, el funcionario federal estableció que en lo general las condiciones de las presas del estado se encuentran en un nivel aceptable. Además de que el fuerte calor que se dejó sentir en Aguascalientes durante los meses de abril y mayo pasados generó un mayor uso del agua almacenada, pero a partir de las recientes lluvias, se espera comenzar a recuperar los niveles aceptables en este año y con ello contar con una reserva suficiente de agua para el año 2018.

“A partir de que la curva de recuperación ha iniciado, ya se considera que cuando haya lluvias normales, vamos a recuperar niveles aceptables. Si este año llegamos a superar los 15 milímetros podríamos considerar que se puede tener una reserva para el año siguiente”.

Octavio Cárdenas Denham señaló que hasta el momento la presa que tiene más agua recolectada en el estado es la del Niágara con un 67%, seguida de la Abelardo L. Rodríguez con un 64% y finalmente la Plutarco Elías Calles con niveles de hasta un 55%.

El director de la Conagua en Aguascalientes resaltó que en cuanto a infraestructura, todas las presas se encuentran en condiciones aceptables y ninguna representa riesgo alguno para la población.

“Están bien en lo general, sin ningún pendiente y hasta el momento no tenemos presas al límite o que rebasen su capacidad, de ahí que la captación de lluvia va a ser muy buena para ellas”.

Al referirse al tema de las lluvias, señaló que el pronóstico de esta semana para Aguascalientes es que las precipitaciones se mantienen, aunque disminuirán su intensidad. Por lo que la perspectiva es que esta semana se presenten por la tarde y noche de manera dispersa. Además de que la temperatura máxima se estima que oscile en los 28 grados y las mínimas llegarán a los 10 grados.

“Está la entrada de la onda tropical número 10 por la parte sur del país, la cual va a proveernos de lluvias y hay dos zonas de inestabilidad en la parte del Pacífico, que son las que van a proveer de lluvia en toda la cordillera de Jalisco, Nayarit, Colima y Michoacán, por lo que seguramente los rezagos que nos lleguen son los que provocará las lluvias por la tarde noche”.