Afectado económicamente el sector de personas con discapacidad por el resguardo en casa ante la contingencia por el coronavirus en México, toda vez que una gran mayoría vive al día, reconoció el presidente del Consejo Estatal de Personas con Discapacidad, Jesús Iván Villaseñor Alvarado. El activista comentó que el 80% de las personas que integran dicho Consejo no tiene un trabajo fijo. “Hay gente que se dedica a la costura por su cuenta, otros incluso tienen talleres de electrónica, de todo un poquito. Pero la mayoría se dedica al comercio o a la prestación de servicios”. A pesar de lo anterior, señaló que están acatando las disposiciones de las autoridades de salud de permanecer en casa, recalcando también que son una población muy vulnerable y susceptible a contraer el virus.