LeBron y compañía avanzan a la Final

Los Cavaliers de Cleveland vuelven a vencer a Boston por segunda vez consecutiva en la final de la Conferencia Este, luego de un partido bastante atractivo que se sentenció hasta los últimos minutos.
En una noche impresionante de LeBron James en donde no descansó ni un solo segundo, el rey de Akron llevó a su equipo a su cuarta final de la NBA de manera consecutiva; y del mismo modo, la octava final en la carrera de LeBron.
Luego de tres cuartos con muy pocos puntos anotados, tanto Celtics y Cavaliers dejaron todo para el último momento, y es que el partido tenía un marcador de 56-59 al término del tercer periodo, debido a que ninguno de los dos cuadros se arriesgó los suficiente para buscar el partido.
Fue en el último cuarto donde las cosas se pusieron mejor, o al menos hasta que faltaban cinco minutos, ya que en ese momento, los Cavs seguían con la ventaja pero hubo momentos en donde Boston llegó a superar a sus rivales, gracias al novato Jayson Tatum que se echó al equipo al hombro a pesar de su corta edad.
No obstante, así como Boston tenía a Tatum, Cavaliers contaba con una de las mejores versiones de LeBron en esta post temporada, ya que jugando los 48 minutos completo, el rey no se detuvo y casi con un triple doble, llevó a su equipo a otra final del baloncesto americano.
La estadística completa de James fue de 15 rebotes, 9 asistencias y 35 puntos. Por otra parte, la estadística que más pesó en el encuentro, fue la racha negativa del equipo de Celtics en cuanto a tiros de tres, ya que en el cuarto periodo, de 15 intentos, apenas en una ocasión llegaron a anotar un triple, considerando que éste llegó cuando ya faltaban 30 segundos para el final. Debido a esto, Cavs aprovechó el desconcierto de los locales y pudo ampliar su ventaja sin problemas.
Ahora, el campeón del Este estará atento a lo que suceda esta noche en la ciudad de Houston, ya que conocerán a sus rivales en la final de la NBA 2018; de darse el caso de que avance Warriors, se repetiría la misma final en los últimos cuatro años; pero si llega a pasar Houston, habrá una nueva edición de la final, la cual arrancará el próximo 31 de mayo en Houston o bien, en Oakland.