No más barras libres, horas felices ni dos por uno en bebidas alcohólicas como promoción pública para atraer clientela a bares y restaurantes, advirtió el presidente de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y de Alimentos Condimentados (Canirac), Santiago Muñoz Romo.
Y es que Cofepris está haciendo efectivo su reglamento en materia de publicidad y ha prohibido este tipo de esquemas al considerar que incitan a la bebida desenfrenada en establecimientos, por lo que éstos podrían incurrir en faltas y ser multados hasta por 25 mil pesos.
Las verificaciones se han realizado a lo largo del año y al menos seis empresarios del ramo han sido notificados de una posible acción en su contra si continúan con este modelo publicitario, en tanto que uno más fue multado con 6 mil pesos por llevarlo a cabo de manera reiterada.
Esta labor se intensifica además ante celebraciones que se prestan para convocar a más parroquianos, como lo son las fiestas patrias, ya que para la noche del 15 de septiembre suele haber promociones para tener ventas elevadas.
Así, Muñoz Romo convocó a los asociados de la Canirac y a todos los empresarios del sector restaurantero y de bares, para que se abstengan de llevar a cabo este tipo de acciones y se informen ampliamente de las disposiciones para evitar incurrir en faltas.
Al respecto, comentó que las promociones como tales son posibles, pero deben involucrar el consumo de alimentos básicamente, “quizá un platillo y gratis una bebida”, pero no más esas ofertas donde las bebidas son al dos por uno, la barra ilimitada por una cuota fija, ni mucho menos un consumo mínimo basado en bebidas alcohólicas.
En ese contexto, dijo que el gremio se prepara para atender la demanda de la ocasión en particular, si bien el mes de septiembre representa para los restaurantes el inicio del repunte en ventas que va en ascenso hasta terminar el año.
Esto, luego que las familias han concluido sus inversiones en las vacaciones de verano y lo más pesado, el regreso a clases, concluyó.