Los usuarios de tarjetas de crédito bancarias y de casas comerciales, deberán extremar precauciones este año en la utilización de aquéllas, dado su creciente encarecimiento en sus tasas de interés variables que actualmente se ubican al menos en un 60 y un 90%, respectivamente, advirtió Alberto Aldape Barrios, secretario de Desarrollo Económico del Estado.

Aseveró que si esos plásticos se pretenden utilizar, deben ser en la compra de bienes que mejoren su valor en el tiempo y no que se demeriten como serían los productos electrónicos, ya que cada seis meses salen a la venta nuevos modelos.

Además, las personas que opten por usar sus tarjetas de crédito deberán comprar con meses sin intereses, porque de lo contrario, se generarán severos problemas que pondrán en peligro su economía personal o familiar.

Aquellas personas que pretenden adquirir un vehículo, las agencias financieras de las armadoras traen tasas de interés atractivas entre el 9 y 12%; los créditos hipotecarios serán uno de los más promovidos por la banca comercial que estarán entre el 8 y 10%.

En entrevista con El Heraldo, el titular de la Sedec agregó que en materia de financiamiento hacia las empresas, en este año se prevén tres incrementos en las tasas de interés, reflejo del aumento de tasas en los EUA, lo que encarecerá el crédito, por lo que los empresarios deberán planear muy bien sus proyectos productivos y buscar financiamientos a tasas fijas.

Indicó que la banca comercial está sacrificando sus márgenes de utilidad para seguir colocando crédito, pues su negocio principal es prestar, por lo que se prevén tasas que oscilarán del 12 al 16% en la banca para proyectos productivos.

Expresó que este crédito es todavía flexible para las empresas de Aguascalientes, si se toma en cuenta que las tasas en estados Unidos se incrementarán más de un punto porcentual, por lo que aquí seguiremos competitivos, donde las empresas podrán aprovecharlo siempre y cuando sea para adquirir activos fijos para mejorar su competitividad y sus condiciones en el mercado.

Algunas empresas ya cuentan con la cultura para administrar adecuadamente sus líneas de crédito o financiamiento con la banca comercial. Otras tendrán que apoyarse a través de otros programas, donde el gobierno del estado contará con ventanillas de gestión para apoyarlos y con las garantías líquidas propias del gobierno estatal y Nacional Financiera por la cantidad de 300 millones de pesos para que accedan a créditos de la banca comercial.

Estas garantías alcanzarán de acuerdo al número de empresas y los montos de los créditos, ya que hay muchas microempresas que solicitan entre 50 mil y 100 mil pesos, pero otras ya son más especializadas y rebasan esos montos.

Por otro lado, y a quince días de la llegada del nuevo presidente de los Estados Unidos, el funcionario estatal señaló que la volatilidad en los mercados financieros se mantendrá, “por fortuna los propios norteamericanos están poniendo orden en la casa, no es posible que por un tuit se deterioren las relaciones diplomáticas con diversos países como México, China y Australia”.

El señor Trump mantendrá su política de campaña durante los próximos años, donde la economía continuará su marcha y por ahora hay condiciones de que se revise el Tratado de Libre Comercio del norte, pero seguirá el libre flujo de mercancías y habrá condiciones favorables para seguir exportando.