Gracias a la goleada que recibió el cuadro de Aguascalientes en Puebla, las posibilidades de recibir la Liguilla en casa en el juego de vuelta se han reducido un poco y ahora dependen de otros resultados para quedar entre los cuatro primeros del torneo. A falta de la jornada sabatina y dominical, te presentamos algunos de los escenarios que pueden suceder con los Rayos de cara al inicio de la fase final del campeonato.
Primero que nada, con el resultado de León ante Tijuana los esmeraldas han logrado superar a Necaxa, por lo que el cuadro de Memo Vázquez dormirá en el tercer lugar general por el momento. Un gol más de Puebla habría bajado hasta el cuarto a los Rayos ya que habrían tenido peor diferencia de goles que América, pero el recibir solo tres goles los deja igual, solo que Necaxa anotó más goles que los capitalinos estando por encima de ellos.
Para los encuentros que restan, Querétaro recibe hoy al Morelia en un duelo donde los michoacanos se juegan la vida en el torneo, si los Gallos logran sacar la victoria estarán igualando en puntos a Necaxa, pero tendrían mejor diferencia de goles bajándolos al cuarto puesto. Para mañana Juárez recibe a Tigres que si saca la victoria estaría rebasando también a Necaxa por puntos, dejándolos en el quinto puesto sin poder recibir la vuelta de los cuartos de final en casa. De darse está combinación el rival de los Rayos sería Querétaro, que se quedaría en el cuarto peldaño.
Ahora bien, si tanto Tigres como Querétaro no consiguen la victoria, Necaxa se mantendría en la tercera posición y enfrentaría a los Gallos o al Morelia dependiendo cómo quede el encuentro entre éstos dos últimos. Si uno de los dos equipos mencionados saca la victoria pero el otro no, Necaxa quedaría en el cuarto lugar teniendo como rival al América, recibiendo la vuelta en el Estadio Victoria. En resumen, para que Necaxa logre recibir los cuartos de final en casa necesita que Tigres o Querétaro no ganen en sus partidos.