La violencia y en general la desintegración del tejido social, no desaparecerán por arte de magia, hay que trabajar para ello en la escuela y en la familia, con la meta de construir una infancia sana, libre de conductas antisociales, señaló la psicóloga Rebeca Saraí Ambriz Méndez.
Relató la experiencia que vivió estas dos últimas semanas, con un grupo de 42 niños provenientes de familias vulnerables por su desintegración, disfuncionalidad y violencia intrafamiliar, a partir del consumo de substancias adictivas. Ambriz Méndez contó con el soporte de la “Unidad Médica Especializada en Adicciones” de la Dirección de Salud Mental y Adicciones, que encabeza el Dr. Roberto Anaya Rodríguez y un equipo profesional de colaboradores.
Se llevó a cabo por segunda ocasión una convivencia infantil de verano, en la que los infantes adquirieron herramientas como la autoestima, la asertividad y la resiliencia, que les ayudará a enfrentar de una mejor manera la problemática que viven al interior de sus propias familias, en la escuela y en una sociedad más hostil cada día.
En este encuentro, de acuerdo a la experiencia de la psicóloga, quedó de manifiesto que la suma de voluntades es posible cuando se busca brindar apoyo y hasta momentos felices a los niños, ya que este año se sumaron al proyecto instituciones oficiales y privadas como son: el complejo Tres Centurias, el parque Rodolfo Landeros, el Club Deportivo Necaxa, el parque recreativo de JM Romo, Museo Descubre, Vivero Municipal y la empresa Jump Jump.
En esta experiencia, se pudo fortalecer la salud física y emocional de los participantes, ya que se complementaron con charlas, dinámicas y actividades diversas que sin duda serán complementarias en la formación integral en la búsqueda de combatir conductas antisociales.
La psicóloga Ambriz Méndez hizo un llamado a la sociedad a unirse a este proyecto, con la certeza de que una buena formación integral desde la infancia, redundará en jóvenes sanos de mente, cuerpo y espíritu, y de adultos productivos y constructores de armonía y paz, en beneficio de todos.