Noé García Gómez

La violencia y la inseguridad se empecinan en manchar la administración del presidente que prometió estabilidad y “abrazos no balazos”, el que dijo que casi al tomar posesión el país entraría en una etapa de paz, pero no fue así. En no más de treinta días escaló la violencia y el crimen organizado esta en una de las etapas más desafiantes de los últimos lustros, violenta por los asesinatos, desafiante ya que los ataques son contra las corporaciones del estado. ¿Otros años había masacres peores? Tal vez sí, pero eran ajustes de cuentas. Por ejemplo, en Michoacán policías sufrieron una emboscada, donde asesinaron a 13 agentes e hirieron a otro tanto. Donde los sobrevivientes declaran que las corporaciones y altos mandos los dejaron solos, no los apoyaron. En Tapochica,  Guerrero 15 presuntos criminales fueron asesinados y un soldado, dicho soldado era quien con metralleta de alto calibre refugió la camioneta, las imágenes de los cuerpos apilados en la caja y el suelo es espeluznante;  el 17 de octubre Culiacán estaba en estado de guerra, comboy´s con sujetos armados, batallones de delincuentes, tomaron los puntos estratégicos de aquella ciudad, sitiaron corporaciones policiacas y atacaron y capturaron a soldados adscritos a Sinaloa, todo para rescatar a uno de sus líderes.

La semana pasada una de las acciones más dantescas, dos camionetas con mujeres y niños fueron atacadas y quemadas en Chihuahua. Información oficial en voz del secretario de Seguridad Publica Alfonso Durazo, ataque a la familia LeBaron dejó 9 personas muertas. 3 mujeres 6 niños. 6 menores lesionados y un menor desaparecido.

¿Cuál fue la reacción del Gobierno?

1.- La reacción del gobierno y sus corporaciones fue tardía y torpe.

  1. La aclaración y descripción de los hechos dejó muchas dudas
  2. La hipótesis de la confusión se desmorona cuando en los peritajes se demuestra que una de las mujeres salió de la camioneta gritando que eran niños, los sicarios la rafaguearon, después prendieron fuego a los vehículos.
  3. El presidente no viaja al lugar de los hechos, no manda a su secretaria de Gobernación.
  4. El presidente Trump, irónicamente twittea “Si México necesita o requiere ayuda para limpiar a estos monstruos, Estados Unidos está listo, dispuesto y capaz de involucrarse y hacer el trabajo de manera rápida y efectiva”.
  5. López Obrador se reúne con un beisbolista y sigue la cotidianidad de su agenda.
  6. Marcelo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores es el único funcionario (sin ser su competencia) que viaja a Chihuahua y al lugar de los hechos.

Ante lo anterior y repito la información oficial en voz del secretario de Seguridad Pública Alfonso Durazo, ataque a la familia LeBaron con 9 personas muertas. 3 mujeres 6 niños. 6 menores lesionados y un menor desaparecido. Me tiene consternado la falta de empatía del Gobierno Federal y simpatizantes de MORENA, ante lo ocurrido, el ataque y asesinatos de niños. Me tiene consternado la falta de empatía del Gobierno Federal y simpatizantes (militantes) de MORENA, ante lo ocurrido, el ataque y asesinatos de niños.