MONTERREY.- Cuando Selena Gomez se hizo notar con la serie “Los Hechiceros de Waverly Place la fama empezó a sonreírle.
Pero no todo era felicidad en esa época de su vida, o al menos eso es lo que declara la cantante, quien señaló que en su adolescencia vivió amargas experiencias.
La novia de The Weekend señaló que empezó a dudar de su atracción hacia el mundo de la música y la actuación, cuando algunas personas se fijaban sólo en su atractivo físico.
“Comencé a hacerme conocida por cosas que no estaban relacionadas a mi trabajo. Ahí fue cuando mi pasión comenzó a sentirse cada vez más y más lejos. Y eso me asustaba”, declaró a la publicación Business of Fashion.
Comentó que empezó a darse cuenta que esta profesión era muy difícil por la manera en la que muchos la señalaban.
“De hecho, esto es un poco difícil, y algo estúpido en ciertas áreas… y no me di cuenta que ciertas personas querían ciertas cosas de mí. Mi confianza pasó por mucho (que la hacía dudar) con eso”, agregó.
Incluso mencionó que tuvo la sensación de sentirse violada cuando era más joven, pues no tenía experiencia para lidiar con personas adultas que cuando la vieron en la playa en traje de baño comenzaron a fotografiarla.
“Eso fue estando en la playa y yo tenía unos 15 o 16 y la gente me tomaba fotos… (eran) fotógrafos. Realmente no creo que nadie supiera quién era. Pero me sentía muy violada y no me gustaba y eso se sintió muy raro, porque yo era una chica joven y ellos eran hombres adultos”.
Comentó que siguió en “Los Hechiceros de Waverly Place” hasta el 2012, pero cuando cumplió los 18 años las cosas se pusieron peor para ella en cuestión emocional. (Staff/Agencia Reforma)