Juntos para toda la vida

La Catedral Basílica de Nuestra Señora de la Asunción enmarcó los esponsales de Cristian de la Cruz Bernal y Mireya Salazar Medina.
Durante la ceremonia, los contrayentes compartieron inolvidables momentos con sus respectivos familiares y amigos, entre ellos sus padres, Herminio Bernal Bocanegra, por parte de Cristian; y Salvador Salazar Roque y María Guadalupe Medina, por parte de Mireya.
Uno de los momentos más emotivos fue cuando los enamorados intercambiaron los accesorios nupciales que simbolizan las promesas de amor, respeto y fidelidad.
Tomados de las manos, juraron ante Dios, amarse por siempre y permanecer unidos hasta que la muerte los separe.
Al final, los nuevos esposos sellaron su unión con un romántico beso, en medio de los cálidos aplausos por parte de los invitados.