Para incrementar la eficiencia en el suministro de la red de agua potable, que actualmente oscila en un 45%, el director de la CCAMAPA, Refugio Muñoz de Luna, anunció la próxima llegada de recursos federales por la cantidad de 56 millones de pesos para el mejoramiento de la red hidráulica, cuya inversión permitirá mejorar en dos puntos porcentuales la calidad del servicio.
Al comentar que la cartera vencida en el pago de servicio de agua potable asciende hasta un 25%, que se traduce en unos 80 millones de pesos, el funcionario capitalino señaló que los usuarios adeudan desde tres meses a 10 años, cuyos recursos son necesarios para modernizar la infraestructura hidráulica.
Luego, detalló que la mitad de la inversión federal próxima a llegar se canalizará a la infraestructura de agua potable y el resto a la de alcantarillado; el funcionario capitalino precisó que estos recursos permitirán atender la problemática real de las fugas en el Municipio, ya que se atiende mensualmente un promedio de 200 de ellas.
El director de la Comisión Ciudadana de Agua Potable y Alcantarillado precisó que las fugas acontecen principalmente en los domicilios de los usuarios, no en la red central, donde esta dependencia junto con la concesionaria se encargan de repararlas si se encuentran hasta un metro adentro de las rejas de las casas particulares.
Refugio Muñoz de Luna señaló que cada vez más se vigila el tipo de materiales que se utilizan en las construcciones para la red de agua potable y alcantarillado, para que no se rompan si reciben presión en la conducción del agua, tal y como ha estado sucediendo en muchas tuberías que se fracturan en la zona Centro, donde se cuenta con una infraestructura obsoleta.
El director de la CCAPAMA indicó que en algunas zonas del Centro se ha mejorado la infraestructura hidráulica, pero la mayor parte se encuentra en condiciones lamentables y ahí se requieren inversiones millonarias para modernizar gradualmente.
“Cada vez que se abre una zanja en el Centro, la CCAPAMA no sabe qué se podrá encontrar y cuando se abrió la zona del El Parián, ahí ya no había drenaje; se tiene claro que entre más se abre el suelo local, mayores recursos deberán canalizarse para las reparaciones competentes”, recalcó.
Por último, mencionó que por el cambio de equipos electromecánicos, esta semana se registraron 80 quejas ciudadanas por la falta de agua en diferentes puntos de la ciudad.