Érika Hernández 
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El Gobierno chino está interesado en adoptar algunos de los programas sociales de la actual Administración federal.

El viceministro de Asuntos Civiles de la República Popular China, Tang Chengpei, se reunió con funcionarios de la Secretaría de Bienestar para conocer los planes para reducir la pobreza y desigualdad.

El funcionario extranjero consideró que ambos países comparten los retos de combatir la pobreza, la desigualdad y atender los problemas del creciente número de adultos mayores.

«La desigualdad es de especial relevancia para el Gobierno Chino, que actualmente se plantea como meta erradicar completamente la pobreza extrema para el 2020», informó Bienestar en un comunicado.

Del 2012 al 2018, ese Gobierno afirma que redujo la pobreza extrema de 98.9 millones de personas a 16.6 millones.

«Resaltó que China, al igual que México, enfrenta el problema del crecimiento de su población adulta mayor, que en 2018 llegó a 240 millones, lo que representa 17 por ciento del total de los habitantes chinos, y el principal problema es la falta de asilos o albergues.

«Chengpei se dijo muy interesado en los programas sociales del nuevo Gobierno mexicano, por lo que propuso fortalecer el mutuo aprendizaje en la materia con visitas, seminarios y talleres en los que participen funcionarios de alto nivel de ambos países», informó la dependencia.