Érika Hernández
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Los partidos políticos pueden renunciar en cualquier momento al presupuesto que tienen asignado y así el Instituto Nacional Electoral (INE) devuelva los recursos a la Tesorería de la Federación, afirmó el presidente de ese organismo, Lorenzo Córdova.

El consejero recordó que tras los sismos de 2017, algunos partidos renunciaron a sus últimas mensualidades de ese año.

Corresponde, dijo, a los institutos políticos decidir si le toman la palabra al Presidente Andrés Manuel López Obrador para renunciar al 50 por ciento de sus prerrogativas.

«El INE no les deposita esa cantidad y la deposita a la Tesorería de la Federación, pero esto es algo que les compete a los partidos políticos, y son ellos los que deben decidir, en el ejercicio de su autonomía, si disminuyen o no la recepción del dinero que les corresponde.

«Esa es la ruta legal para que los partidos puedan dejar de recibir el dinero que por ley les corresponde. Que se le notifique al INE que no quieren recibir una parte de las suministraciones», dijo tras participar en un seminario en la UNAM sobre la reforma electoral.

Sin embargo, advirtió, es necesario que el Congreso revise el monto que reciben los partidos a nivel federal y local, y establecerlo en la legislación.

Luego que el martes pasado la Comisión de Prerrogativas del INE aprobó un financiamiento público de 5 mil 239 millones de pesos para los siete partidos nacionales, además de 149 millones adicionales para promover el liderazgo de las mujeres, el consejero recordó que la fórmula para la designación está en la Constitución.

«Nosotros únicamente aplicamos el cálculo que establece la Constitución», argumentó.