Gustavo García Olguin 
Agencia Reforma

CDMX.- Los dirigentes del PAN, Marko Cortés, y del PRI, Claudia Ruiz Massieu, respectivamente, anunciaron que presentarán un recurso de inconstitucionalidad para frenar la figura de los superdelegados aprobada por el Congreso de la Unión.

El panista michoacano Marko Cortés, dijo que el recurso pretende revertir la medida propuesta por el Presidente electo Andrés Manuel López Obrador.

Para el dirigente opositor, el permitir que estas figuras administrativas del Ejecutivo asuman tareas de los gobernadores “generará conflictos, descoordinación y significaría violar el pacto federal, anulando en los hechos el voto de los ciudadanos, pues fueron ellos los que eligieron a sus autoridades”.

Por su parte, Ruiz Massieu confirmó que junto con el PAN y otros partidos, interpondrán dicha acción de inconstitucionalidad.

Para la también senadora priista, los nuevos delegados del Gobierno federal competirán con los Gobernadores y se convertirán en “supercandidatos” en futuras elecciones estatales.

“A nuestro juicio, vulneran el sistema federal y estamos explorando las posibles acciones legales en el marco constitucional que podamos tomar para que se replantee esta figura de los superdelegados”, comentó.

Doce gobernadores del blanquiazul manifestaron en una carta abierta su rechazo a la figura de los superdelegados y de mantener a las fuerzas armadas en tareas de seguridad.

Los gobernadores reclamaron por su exclusión en los planes de seguridad federales y se les trate a ellos y a los fiscales estatales solo como “invitados” en las reuniones y en la estrategia contra la delincuencia que será coordinada por los denominados superdelegados.

“Ese desdén es inaceptable para nosotros, porque no sólo pone en riesgo estos objetivos, sino resulta inconcebible una solución de fondo al problema de la inseguridad y la delincuencia en el País, sin la concurrencia efectiva de los Gobiernos estatales”, expusieron.

Por su parte la dirigente de Morena, Yeidckol Polevnsky, criticó el pronunciamiento del Gobernador electo de Jalisco, Enrique Alfaro, quien exigió respeto al federalismo.

“Como que yo creo que anda confundido. Hay que mandarle -no voy a decir un tumbaburros- pero sí una listita para que capte de qué se trata”, replicó la lideresa.

Recordó que López Obrador tomó la decisión de eliminar a todos los delegados federales y dejar a uno por cada Estado como medida de austeridad.

“A ellos les gustaba tener a un conjunto de delegados que los metían a su bolsa, a su servicio, eso ya no va a ser”, sentenció.