Que cumplan la ley, instruye por escrito y puntualmente el Consejo General del Instituto Estatal Electoral a diputados en funciones que deseen buscar la reelección sin separarse del cargo, advirtiendo que de lo contrario, serán sancionados.

El pleno del organismo aprobó ayer en sesión extraordinaria el acuerdo CG-A-11/18 con que dio cumplimiento a la sentencia TEEA-RAP-001/2018 del Tribunal Electoral del Estado a fin de que no haya le menor duda respecto de su actuar si pretenden permanecer en la curul.

El documento estableció en seis puntos, la conducta ideal del legislador que busque su reelección y señala como primer lineamiento que, no podrán realizar actos de campaña en días y horas hábiles propias de su encargo, entendidos éstos como aquellas fechas y horarios en las que el diputado tenga actividades programadas para su función legislativa.

Tampoco podrán utilizar recursos públicos que les correspondan por el ejercicio de su encargo, para promover el voto a su favor ni en contra de algún partido político, coalición o candidato.

No podrán ocupar al personal adscrito a la nómina del Congreso durante su horario laboral para realizar actos de campaña; y menos ocupar al personal prestador de servicios que tenga relación con el diputado en cuanto a función legislativa, para realizar actos de campaña dentro del horario de servicios para el que fue contratado.

Deberán cumplir con las obligaciones inherentes a su cargo de diputado, toda vez que la función legislativa es la materialización de la representación de los intereses de la sociedad, ello en término del artículo 18 de la Ley Orgánica; y sólo podrán excusarse de ello por caso fortuito o fuerza mayor.

Los legisladores tampoco podrán condicionar la entrega de recursos proveniente de programa públicos bajo ninguna circunstancia y deberán observar lo establecido en los párrafos séptimo y octavo del artículo 134 de la Constitución federal.

El acuerdo en comento señala que las violaciones a los lineamientos serán tramitadas conforme a lo establecido en el Libro Cuarto del Código Electoral, el Reglamento de Quejas y Denuncias del IEE o, en su caso, a lo que mandata la Ley General en Materia de Delitos Electorales.