mario chavez lopez Imagen1 gloriSon los hombres los predilectos para padecer gota. El médico reumatólogo Mario Chávez López refiere que por cada mujer hay diez varones que sufren esta afección; menciona que el origen de ésta es de carácter genético, sin embargo, la dieta juega un papel muy importante. Asimismo, da a conocer que en el estado tres de cada 100 personas son diagnosticadas con esta enfermedad.

Dicha enfermedad se caracteriza por el depósito de cristales de ácido úrico en las articulaciones; “todos los seres humanos tenemos ácido úrico, es parte de las sustancias que día con día utilizamos para poder funcionar, pero lo importante es que los niveles se mantengan en un cierto rango; cuando éstos son superados, llega a las articulaciones y produce un ataque agudo de gota”.

Sostiene que aunque no se sabe el porqué, el primer episodio de manifestación de gota se da en el dedo gordo del pie; “a esa característica se le conoce en medicina como podagra, que es la inflamación del dedo del pie por el depósito de cristales de ácido úrico, es muy típica entre quien lo padece”. De igual manera comenta que el dolor que esto provoca es bastante agudo.

Señala que la enfermedad se manifiesta luego de que el paciente consume alimentos con un alto grado de purinas, es decir, carnes rojas, camarones, bebidas alcohólicas; “éstas son sustancias que estimulan la formación de ácido úrico”.

Son hombres de entre 25 y 50 años los más propensos a padecer esta enfermedad; “es muy típico que cuando uno le pregunta al paciente: ¿hay alguien más en su familia que tenga gota?, casi el 80% responde que sí”, y aunque señala que predominan los factores genéticos, alimentos como los antes mencionados inciden en la aparición de la gota.

En cuestión del diagnóstico, dijo que muchas veces no se da correctamente, pues expone que algunos médicos sólo toman en cuenta las muestras de laboratorio y dejan de lado las características propias de la enfermedad; “esta situación se da todos los días, el médico sólo se basa en lo que dice el laboratorio; si alguien se hace este examen y cuenta con más de 45 años, es normal que su ácido salga elevado, pero no quiere decir que tenga gota”.

“La gota no se cura, paciente que tenga gota se morirá con ella”; explica que sí hay un tratamiento para controlarla, y llevando una dieta libre de alimentos que inciten el incremento del ácido úrico se puede tener una vida bastante funcional; sin embargo y por desgracia, el galeno indica que más del 80% de los pacientes con esta enfermedad son irresponsables y mal portados a la hora de apagarse a un tratamiento.

¡Participa con tu opinión!