El ISSEA ha intensificado los trabajos para eliminar criaderos de moscos transmisores de Dengue, Zika y Chikungunya, durante la Jornada Nacional que acaba de concluir.

El jefe de Vigilancia Epidemiológica, José Manuel Castillo Rivera, dio a conocer que en el 2018 y en lo que va de este año, se han entregado más de cien mil materiales informativos como volantes, carteles e historietas de prevención de estas enfermedades.

“Se han impartido 700 talleres educativos, además de haberse eliminado más de 500 mil criaderos de mosquitos, y aplicado insecticida por medio de nebulizaciones a más de 600 hectáreas en localidades de alto riesgo”.

El funcionario precisó que con estas acciones se transmite un mensaje de autocuidado a la salud de la población, además de lograr mantener todos los Centros de Salud y hospitales como espacios libres de criaderos.

“En la capacitación se priorizan las medidas básicas de saneamiento en viviendas, centros educativos y de trabajo, para lavar, tapar, voltear y tirar todo recipiente que pueda almacenar agua y que son lo que se convierten en criaderos del mosco transmisor, eliminado con ello el riesgo de estas enfermedades”.

Finalmente, dijo que es necesario involucrar a la población en estas acciones para realizar un trabajo en conjunto entre sectores públicos y privados, y contribuir a realizar acciones de educación para la salud.