En entrevista con El Heraldo, el gobernador Martín Orozco Sandoval lamentó la renuncia del aguascalentense Carlos Urzúa a la SHCP; consideró que él tenía clara la política económica del país a seguir, pero se lo obstaculizaron. Resulta digna su dimisión, añadió.

El mandatario consideró que ello no afectará los proyectos estatales; “tenemos una economía robusta, le aportamos muchísimo a la economía del país, siendo Aguascalientes un estado tan pequeño”.

Es fundamental, dijo, que a cada quien “nos dejen hacer nuestra tarea, vamos a seguir trabajando de la mano con el presidente Andrés Manuel López Obrador”.

Señaló que sin duda Carlos Urzúa quería hacer bien las cosas, “es un hombre muy capaz, tuve la oportunidad de platicar dos veces con él, y eran claras las estrategias económicas que debía seguir el país, pero seguramente había una barrera para aplicarlas y decide salirse. Lo felicito, es una persona reconocida”.

Destacó que nuestro país requiere estabilidad, pues los estados y la región “debemos estar al pendiente de sortear algunos baches”. Orozco Sandoval consideró que Arturo Herrera -quien lo sustituye-, también es una persona capaz y confió que lo dejen trabajar para que tome las decisiones que el país requiere, sin caprichos de por medio. “Debemos entender que el país y Aguascalientes, estamos en un entorno global y las políticas que se tomen, son en base a como camine la economía en este planeta”.

RUPTURA. En su carta de renuncia, Carlos Urzúa dejó en claro que sus convicciones no encontraron eco, que le resultaba inaceptable la imposición de funcionarios que no tienen conocimiento de la Hacienda Pública. Luego de que el presidente López Obrador aceptó su dimisión, nombró en su lugar a Arturo Herrera Gutiérrez, quien se desempeñaba como subsecretario de la dependencia. El presidente dijo que Urzúa “no está conforme con las decisiones que estamos tomando y nosotros tenemos el compromiso de cambiar la política económica que se ha venido imponiendo desde hace 36 años”.