José de Jesús López de Lara

Con saña un joven fue atacado a cuchilladas y lo dejaron gravemente herido, tirado en la calle y completamente desnudo, sobre un charco de sangre.
Todavía con signos vitales, pero en condición crítica, fue trasladado a recibir atención médica al Hospital del ISSSTE ubicado en la avenida Universidad, en el fraccionamiento San Cayetano.
Agentes del Grupo Homicidios de la Policía Ministerial del Estado ya se encuentran realizando las investigaciones correspondientes.
Entre las líneas de investigación en las que se trabajan, figuran como móvil de la agresión un asalto o de tinte pasional.
Los sangrientos hechos quedaron al descubierto el jueves a las 04:40 de la madrugada, cuando policías preventivos del Destacamento “Pocitos” realizaban labores de vigilancia por calles de la colonia Talamantes Ponce.
Al desplazarse por la avenida Independencia y llegar a la esquina con la calle Luis Gil, en el fraccionamiento Talamantes Ponce, se percataron que junto a la banqueta, pero sobre el arroyo vehicular, se encontraba tirado en el suelo un hombre que estaba además completamente desnudo.
Asimismo, presentaba varias heridas en todo el cuerpo que le fueron provocadas aparentemente con un cuchillo y sangraba profusamente, por lo que de inmediato los oficiales solicitaron la presencia de los servicios de emergencia.
Instantes después llegó la ambulancia AGS-018 de la Cruz Roja, cuyos paramédicos confirmaron el reporte y ante la gravedad de las heridas que presentaba la víctima, procedieron a estabilizarlo y de inmediato lo trasladaron a recibir atención médica al Hospital del ISSSTE, por ser el nosocomio más cercano.
La víctima que estaba semiinconsciente al momento de la llegada de los policías preventivos del Destacamento “Pocitos”, se identificó como Edgar Eduardo “N”, de 23 años, originario del municipio de Arandas, Jalisco.
Sin embargo, ya no pudo dar más datos sobre el móvil de la agresión y de la posible identidad de los sospechosos, debido a que en esos momentos quedó inconsciente.
Más tarde arribaron al Hospital del ISSSTE los agentes del Grupo Homicidios de la PME a fin de iniciar las investigaciones.
Sin embargo, el personal médico les informó que el paciente Edgar Eduardo “N” no estaba en posibilidades de poder proporcionar datos para la investigación, debido a que se encontraba muy grave por las múltiples heridas por arma blanca que presentaba en diferentes partes del cuerpo.
Los agentes de la Unidad de Homicidios de la PME trabajaban en dos líneas de investigación como móvil de la agresión.
Ante la saña con la que fue atacado y herido, así como el haberlo dejado completamente desnudo tirado en la calle, una de las posibles líneas de investigación es de tinte pasional.
La otra, es que pudo haber sido víctima de un robo con violencia.

¡Participa con tu opinión!