Por FRANCISCO VARGAS M.

Una actuación por demás decorosa fue la que tuvo el diestro aguascalentense Luis David, este viernes en Palencia (Castilla-León); donde estuvo muy por encima de sus toros que pasaportó, mismos que fueron los menos potables del encierro de la dehesa de Antonio Bañuelos; mientras que sus alternantes Juan José Padilla y Antonio Ferrera cortaron una oreja respectivamente.
En lo que fue la Segunda Corrida de la tradicional Feria de “San Antolín”, y con media entrada que registró la Plaza de Toros “Campos Góticos”, se jugaron toros de la ganadería de Antonio Bañuelos, de buena presencia y comportamiento desigual destacando los corridos en cuarto y quinto lugar.
El jerezano Juan José Padilla, quien se despidió de esta afición, en su primero tuvo silencio mientras que en su segundo cortó una oreja tras un aviso.
Antonio Ferrera también en su primero se retiró en silencio y en el otro se llevó un apéndice a su espuerta.
Y Luis David Adame con un lote que no se prestó para el lucimiento, estuvo con entrega, valor y gran disposición, realizando dos trasteos esforzados para silencio en ambos. ([email protected])