Benito Jiménez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El sindicato petrolero que encabeza Carlos Romero Deschamps logró un amparo para evitar que se difundan los montos de las transferencias, préstamos o cualquier otra aportación que efectúe Pemex al gremio durante 2019.
La Dirección Jurídica de Pemex fue notificada del amparo indirecto 1126/2019, promovido por el Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM) ante el Juzgado Cuarto de Distrito en Materia Administrativa en la Ciudad de México, y el cual frena a la Unidad de Transparencia de la empresa para hacer pública la información de los apoyos.
El 1 de agosto el juez Juan Pablo Gómez otorgó la suspensión provisional al sindicato.
Tras la firma del nuevo Contrato Colectivo de Trabajo 2019-2021, REFORMA publicó que la cúpula petrolera que encabeza Romero Deschamps perdió el «pilón millonario» que habían escondido en las Cláusulas 251 y 251 Bis y que hasta 2018 les dejó dividendos de mil 496.72 millones de pesos anuales para viáticos de los comisionados sindicales.
Para este nuevo contrato, Pemex accedió a entregar 328.88 millones anuales. Sin embargo, fuentes de la empresa reconocieron que el flujo de recursos ahora es discrecional y no está plasmado en el contrato.
Apenas el 30 de julio el Juez Décimo Primero de Distrito en Materia Administrativa, Agustín Tello, otorgó otra suspensión provisional al sindicato para evitar que Pemex dé a conocer los nombres de los comisionados sindicales que figuran en la cláusula 251 del contrato colectivo de trabajo, y que son beneficiarios de esos 328.88 millones anuales.