Abandonó la etapa infantil Escarleth García Díaz, al celebrar su decimoquinto aniversario de vida.
Para dar gracias a Dios por los favores recibidos, la joven arribó a la Catedral Basílica de Nuestra Señora de la Asunción, donde contó con la grata compañía de sus familiares y amigos más cercanos, quienes también elevaron sus oraciones por ella.
Emotivo fue el momento en el cual el ministro de la Iglesia dirigió reflexivo mensaje a la quinceañera, mediante el cual la felicitó por arribar a la edad más hermosa de la juventud. Asimismo, la exhortó a ser responsable en sus acciones cotidianas, así como a luchar día a día para conseguir un mejor futuro, pues aseguró que las malas decisiones que tome, tendrán consecuencias a futuro.
Al final, derramó infinitas bendiciones sobre Escarleth, así como en sus papás y padrinos, quienes la acompañaron en tan especial acontecimiento.