Benito Jiménez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Una empresa sin experiencia transó a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) con 8.6 millones de pesos, que pagó como anticipo para la compra de «aceros de alta calidad».
La Auditoría Superior de la Federación (ASF) reportó que Productos Industriales Hadar, S.A. de C.V. cobró 14 millones 815 mil pesos por el producto y la Sedena entregó un anticipo del 50 por ciento, equivalente a 7.4 millones, para la entrega de los bienes entre el 16 y 31 de julio de 2018.
«Sin embargo, para el 31 de julio de 2018, el proveedor solicitó una prórroga de 45 días adicionales para la entrega de los materiales, por lo que con el fin de cubrir la necesidad de contar con los bienes para el cumplimiento de la meta de producción del ejercicio 2018, se le otorgó una prórroga de 30 días naturales que vencía el 1 de septiembre.
«No obstante, los bienes no fueron entregados por el proveedor, por lo que la Sedena rescindió el contrato e inició el procedimiento respectivo para la recuperación del anticipo», se indicó en el resultado de la auditoría.
Señaló que no se tiene evidencia de que la garantía de cumplimiento, por 8 millones 684 mil pesos, haya sido reintegrada a la Tesorería de la Federación.
«Adicionalmente, como resultado de la visita domiciliaria al proveedor, y con la revisión de su documentación legal, se identificó que dicho proveedor, no tenía experiencia en la venta de los bienes requeridos por la Sedena, y a fin de cumplir con el contrato, tenía programado obtener los bienes de una empresa nacional que se encarga de importarlos, en lugar de realizar la compra directamente con el fabricante», expuso la ASF.