El pasado jueves se realizó el torneo de Aliat Universidades en donde varias instituciones jugaron en el Victoria buscando ganar el campeonato. Uno de los invitados especiales fue el ex árbitro profesional Felipe Ramos Rizo que dirigió siete finales consecutivas en el Futbol mexicano además de pitar en una final de Juegos Olímpicos y el Mundial en el 2002. El Heraldo de Aguascalientes tuvo la oportunidad de platicar con Ramos Rizo que dio sus puntos de vista sobre su carrera, los árbitros de la actualidad y el VAR.
Sobre su experiencia de volver a pitar Ramos Rizo comentó: “Estoy feliz de venir, no conocía el estadio Victoria y estoy feliz por venir. Ya tenía tiempo que no arbitraba casi no lo hago, pero estoy contento de volver a pisar una cancha”
En 2002 el árbitro mexicano expulsó a Ronaldinho en la Copa del Mundo, una anécdota que recordó en la entrevista: “Yo no miraba caras, playeras, yo pitaba por igual. Cuidaba a los jugadores hábiles, pero cuando pité el Inglaterra vs Brasil vi la jugada y me tocó expulsarlo no iba a cambiar la decisión, hasta después me di cuenta de que expulsé al mejor jugador del mundo”.
“Adentro del campo hay cosas fuertes, hay veces que los partidos crecen y se tiene que hacer fuerte las cosas, dentro de la cancha sí hay momentos fuertes con los jugadores, en mis tiempos había jugadores muy temperamentales, pero todo queda dentro del terreno de juego”, afirmó sobre los roces entre jugadores y árbitros.
Ramos Rizo nos dio su opinión sobre la actualidad del arbitraje mexicano y el uso del VAR en nuestro país: “Hay mucha irregularidad y altibajos en los árbitros mexicanos, hay algunos que no despegan los que pensamos que serán figuras se caen y no trascienden. Creo que es falta por instrucción, no tienen líderes para que mejoren, además los árbitros no quieren crecer y se van por lo económico”. El ahora analista de ESPN destacó a César Ramos y Diego Montaño como los mejores árbitros en la actualidad, además lamentó que Francisco Chacón tuviera momentos extra cancha que lo hicieron dar un bajón en su nivel y del cual no cree que se levante.
“Para usar el VAR los árbitros que están revisando las jugadas tienen que tener el mismo nivel que el central, en México eso es imposible. Espero que les ayude, yo no veo que en México el VAR vaya a sacar al arbitraje mexicano en la crisis en la que está”, una opinión crítica y real al futuro que tendrá el VAR en México.
Al ser cuestionado sobre si le han tocado las puertas de la Comisión de Arbitraje, Felipe Ramos Rizo admitió ser contactado: “Alguna vez me pidieron ir a la comisión, no llegamos a un acuerdo, soy muy diferente y hay que exigir independencia, mientras sigan metiendo mano no se puede trabajar. No soy la salvación, pero mi experiencia podría ayudar a los jóvenes en la parte de cancha”.
Por último, el ex árbitro explicó cómo funciona el arbitraje en Aguascalientes para aquellos que quieren meterse de lleno a este mundo: “Aquí en Aguascalientes tienen que ir a la delegación que la preside Ricardo Arellano, hacen convocatorias para los árbitros y ellos deciden cuáles pueden entrar y hacerlo profesionalmente, hay oportunidades, pero es con la delegación. Estoy muy agradecido con todas las personas en Aguascalientes, me trataron muy bien y espero regresar pronto”, finalizó.