Han sido unos playoffs desgastantes para los Cavaliers, pero sobre todo para LeBron James que ha realizado una postemporada impresionante donde a sus 33 años juega más de 40 minutos por encuentro en los juegos finales de la temporada. Con dos series consecutivas de siete partidos, los Cavs se han desgastado intensamente, han exprimido cada gota de sudor en el tanque del equipo y tendrán que recuperarse para las finales de la NBA que están a la vuelta de la esquina. Sobre todo, LeBron James que es el jugador que más minutos ha tenido, incluso en el juego 7 de la serie ante los Celtics, James jugó todo el partido sin descanso, por lo que tendrá que recuperar fuerzas para la serie definitiva.
En la serie ante los Celtics, James acumuló 287 minutos totales dentro de la duela, en promedio jugó 41 minutos por partido, siendo una locura para un jugador de su edad y más por la carga que tuvo que tener con el equipo. LeBron lideraba cada ataque de Cleveland, ya fuera con tiros de larga distancia, desde la pintura, coladas, asistencias o rebotes, siempre era el principal actor de todo el juego de los Cavs por lo que a lo largo de toda la serie su desgaste fue impresionante, dando muestras del porqué es considerado uno de los mejores jugadores de todos los tiempos.
La serie de campeonato iniciará el próximo jueves, por lo que todo el equipo de Cleveland tendrá tres días para recuperarse físicamente del desgaste que han tenido a lo largo de la postemporada y también para recuperar a Kevin Love que sufrió una conmoción en el juego 6 ante Boston y es pieza fundamental del equipo para intentar conseguir el campeonato.