De 2014 a noviembre de 2017, lapso en el que se aplicó el programa Ahórrate una luz, se entregaron 39 millones 800 mil focos ahorradores.
Con ello, según la Secretaría de Energía (Sener), se logró una reducción del gasto familiar en 3 mil 83 millones de pesos al año.
A nivel nacional, en ese lapso se beneficiaron 7 millones 959 mil 889 de personas que viven en localidades de menos de 100 mil habitantes, y cuyas tarifas domésticas no eran DAC, y quienes tuvieron ahorros de alrededor de 75 por ciento en su consumo de energía.
Las personas entregaron sus focos incandescentes y recibieron a cambio cinco focos ahorradores.
El programa fue una iniciativa de la Secretaría de Energía que operó el Fideicomiso para el Ahorro de Energía Eléctrica (Fide) con el apoyo de Diconsa para la entrega al usuario final.
Asimismo, se alcanzó un ahorro de energía de 2 mil 714.63 gigawatts hora al año, y de 691.05 megawatts en demanda.
Según la dependencia, también se logró evitar la emisión de un millón 232 mil 444 toneladas de CO2, y el consumo de 3 millones 772 mil 962 barriles de petróleo.
Entre los objetivos del programa estaba apoyar la entrada en vigor de de la última etapa de la NOM-028, que retira del mercado los focos incandescentes de 60 y 40 watts.

¡Participa con tu opinión!