Elizabeth García
Agencia Reforma

CDMX.- Dulce María decidió dar la cara sobre el supuesto fraude que hubo durante los preparativos de su boda con Francisco Álvarez. La revista Quien publicó declaraciones de Denise Romero, directora de Jardín Rincón Meztitla, lugar en donde se llevaría a cabo el enlace y quien supuestamente acusó de fraude al equipo de la ex RBD.
Ayer, la cantante publicó un comunicado en redes sociales donde desmiente esta versión. «La dueña del lugar se mostró interesada en que fuéramos figuras públicas, por lo cual nos hizo un 20% de descuento en su lugar a cambio de poder poner el evento en sus redes sociales, y que nosotros posteáramos en nuestras redes sociales para darle difusión a su lugar», señala Dulce María en el documento.
Pero, debido a que el lugar no contaba con lo requerido para una boda católica, fue que se dio marcha atrás a la negociación, a pesar de que ya se había pagado el 100 por ciento. Al momento de pedir el reembolso, a Dulce le ofrecieron sólo el 30 por ciento; la dueña del lugar asegura que la pareja canceló sólo porque no les convenía la fecha.