La Procuraduría General de la República (PGR), en su Delegación Estatal, obtuvo sentencias condenatorias contra personas que cometieron delitos contra la salud. Se trata de Luis y César, por el ilícito de posesión de clorhidrato de metanfetamina con fines de comercio.
El primero en mención recibió una pena de cinco años con seis meses de prisión y 125 Unidades de Medida y Actualización. Mientras que el segundo tuvo una pena de cuatro años de prisión y una multa de 100 Unidades de Medida y Actualización.
Con lo anterior se logró asegurar 470 gramos 279 miligramos de clorhidrato de metanfetamina.
En consecuencia, la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA), a través del fiscal de la Federación, aportaron los datos de prueba necesarios que permitieron el fallo condenatorio en contra de los ahora sentenciados.