Claudia Salazar 
Agencia Reforma

La propuesta de la Guardia Nacional divulgada por el Presidente Electo, Andrés Manuel López Obrador, dividió opiniones entre diputados del PAN, PRI, MC, PRD y PVEM sobre los alcances en el tema de seguridad.

El PRI apoyó la idea de dar a las Fuerzas Armadas un marco jurídico para su actuación en el combate a la corrupción, mientras que el resto de los partidos de Oposición manifestaron sus dudas por no considerar el fortalecimiento de los cuerpos estatales y municipales, y aportar otra vez al apoyo militar.

El coordinador de los diputados del PAN, Juan Carlos Romero Hicks, manifestó que su partido está abierto a discutir la propuesta de la Guardia Nacional, pero dentro de un marco institucional.

“Estamos a favor de la certeza y los instrumentos jurídicos de hoy no dan certeza. Estamos a favor de revisar los diseños institucionales.

“La propuesta que hizo el Presidente Electo ayer falta a la Constitución y la noción que nos da; la Constitución no es una barrera, la Constitución es el marco jurídico que nos gobierna”, indicó.

Agregó que si son necesarios los cambios constitucionales estarán abiertos a revisarlos, pero condicionó a que no haya una “dictadura de ocurrencias”, donde haya una fiscalía a modo y una Guardia Nacional fuera de contexto.

El coordinador de los diputados del PRI, René Juárez Cisneros, urgió a que se trabaje rápidamente para crear el marco legal que necesitan las Fuerzas Armadas para sus labores de seguridad.

“Hay que trabajar todos rápidamente para construir un marco jurídico. A ver, no podemos seguir en la anarquía.

“Qué bueno que el nuevo gobierno rectificó y voltea a ver a dos instituciones que son fundamentales en la vida de la República, ahora hay que regular y hay que darles un soporte legal y hay que darle certeza, certidumbre, basamento jurídico.

Celebró que López Obrador haya rectificado para incluir a las Fuerzas Armadas en labores de seguridad y consideró que lo hizo porque lo alcanzó la “terca realidad”.

“Ya sabrán qué hacer, no es lo mismo el borracho que el cantinero, eso queda clarísimo, no es lo mismo atrás que en ancas”, indicó.

Agregó que, tras la propuesta de López Obrador, se podrá ver que el Presidente Enrique Peña Nieto no estaba tan equivocado cuando recurrió a las Fuerzas Armadas.

Diputados de MC cuestionaron la decisión de López Obrador de impulsar una Guardia Nacional con la participación de militares.

Martha Tagle opinó que se traicionó a las víctimas con esa propuesta.

Llamó a otros partidos a no proporcionar a Morena los votos que requiere para hacer la reforma constitucional anunciada.

Tonatiuh Bravo, coordinador parlamentario, dijo que la propuesta de López Obrador no considera nada de fortalecer a las policías estatales ni municipales, lo que fue dar un paso atrás, y tampoco se genera una coordinación entre los tres órdenes de Gobierno.

Incluso, dijo, la creación de la Secretaría de Seguridad era el camino congruente, pero después se erró al darle atribuciones en seguridad nacional e interior.

La vicecoordinadora de PRD, Verónica Juárez, resaltó que la propuesta de López Obrador mantiene la militarización del País y no aporta algún instrumento nuevo a lo que ya habían hecho las administraciones anteriores.

“La Guardia nacional es una nueva versión del Cuerpo de Fuerzas de Apoyo Federal, de Calderón, y la Gendarmería, de Peña”, dijo Juárez, al advertir que no hay propuestas sobre la profesionalización de las policías ni medidas de corto y mediano plazo para atender la crisis de seguridad.

El coordinador del PVEM, Arturo Escobar, expresó que preocupa que no se haya considerado una vinculación de las acciones de seguridad con la labor de los estados y municipios.

“Está bien que haya reuniones de trabajo en los estados, con los Gobernadores, pero los problemas son tales en la coordinación, que la presencia del Gobernador no es suficiente, se necesita la vinculación con los Municipios, no está el mando único”, advirtió Escobar.