Dice el director del Servicio de Emergencia, Juan Manuel Díaz Becerra, que ahora sí se sancionará al que haga mal uso del 911; este año será adquirido un nuevo software de geolocalización, el cual permitirá a los operadores ubicar el lugar preciso de donde se emita la llamada, y con ello se dará una mejor respuesta a la ciudadanía, pero también permitirá detectar la ubicación exacta de los bromistas.

El funcionario dio a conocer que existe un área de calidad que al detectar una llamada de broma, se comunica con el remitente indicándole que ya está identificado y que no continúe jugando, ya que esto moviliza al personal; “sin embargo, al no existir una sanción concreta, vuelven a marcar días después” (sic).

Explicó que todos los operadores que reciben las llamadas de emergencia están debidamente capacitados, por lo que además de que cuentan con conocimientos de primeros auxilios, atienden constantemente a personas con crisis nerviosas y depresión.

Reiteró que con el objetivo de disminuir las llamadas falsas o improcedentes que se reciben en el número de emergencia 911, serán sancionados los usuarios que realicen este tipo de broma, que ocasionan la movilización de los cuerpos de emergencia quienes pudieran atender el llamado real de un ciudadano cuya vida pudiera estar es riesgo.

“En Aguascalientes, el 70% de las llamadas de emergencia que se reciben en el 911 son improcedentes o de broma, situación que implica un problema grave, por lo que ya se están analizando las posibilidades de aplicar sanciones administrativas a quien constantemente haga mal uso del número de emergencia”, agregó.

Comentó que se cuenta con un software que permite detectar de qué número telefónico se están realizando las llamadas, por lo que ya existe una lista con los números que han sido identificados, de los cuales se realizan bromas constantemente y ocasionan la movilización de los cuerpos de emergencia.

Sin embargo, cuando se recibe una llamada de emergencia de uno de esos números ya identificados, se atiende inmediatamente, siguiendo de esta manera el protocolo establecido a nivel nacional, para no caer en alguna omisión, por lo que, todas las recibidas en el 911 son canalizadas a la corporación correspondiente, aún cuando la llamada sea falsa.

Finalmente, invitó a la ciudadanía a que haga buen uso del servicio de emergencia y concienticen a los menores sobre la importancia de este servicio.