Alerta la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios (AMPI) en Aguascalientes que siguen apareciendo pseudo asesores que sólo estafan a la gente, afectando el patrimonio de las familias. Su presidente, Mario Santamaría Orozco, señaló que ello ocurre a pesar de que existe una Ley Inmobiliaria que no opera, ante la falta de un Reglamento y un Comité, por el desdén de la autoridad.

El presidente de la AMPI en Aguascalientes reconoció ante El Heraldo que se siguen presentando en la entidad casos en donde los inmobiliarios informales provocan fraudes al ofertar predios que no tienen el uso de suelo que el cliente final requiere, quedando embarcado con un problema.

Ante ello, Santamaría Orozco alertó a la población para que tenga cuidado y elija bien a un asesor inmobiliario, que tenga el conocimiento, ofrezca todo por escrito mediante un contrato, y que les diga cuánto les va a cobrar de comisión.

“Nos hemos encontrado desde el tonto que no sabe cobrar, hasta el abusivo que llega y quiere cobrar una tajada de la operación, no un porcentaje, engañando al comprador y al vendedor. Ello genera que al momento de llegar con un asesor inmobiliario establecido, se tenga desconfianza y sea más complicado ofrecerles un servicio profesional porque vienen de un engaño”.

Asimismo, lamentó que esta situación se siga dando, a pesar de existir ya una Ley Inmobiliaria en el Estado, la cual aún no opera por la falta de un Reglamento y de un Comité, a pesar de que había fechas de vencimiento en marzo y en junio de 2017.

“Es claro que no están cumpliendo con la Ley; entendemos el cambio de gobierno y el cambio en la titularidad de la Sedec, pero se tienen que poner las pilas en algún momento. No podemos seguir esperando a que haya un fraude de grandes magnitudes para que le pongan atención. Es un llamado de atención a la autoridad para que lo observe y trabaje sobre él cuanto antes”.