Claudia Guerrero
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Al cumplir un año al frente del Gobierno federal, el Presidente Andrés Manuel López Obrador pidió un año más para consolidar sus proyectos y asegurarse de que sus opositores no puedan revertirlos.
«¿Cuánto tiempo necesitaremos para consolidar la obra de transformación? Pienso que un año más, es decir, en diciembre de 2020 ya estarán establecidas las bases para la construcción de una patria nueva.
«Estoy seguro de que cuando cumplamos dos años de Gobierno, los conservadores ya no podrán revertir los cambios», planteó el Mandatario frente a un Zócalo lleno, acompañado de su familia y de su gabinete, así como de legisladores y gobernadores de Morena, PRI, PAN y PRD.
Consideró que, en ese escenario, será difícil y vergonzoso que «los conservadores» regresen a la corrupción, la condonación de impuestos, los fraudes electorales, el abandono a los jóvenes, el racismo, el desprecio a los pobres y la estrategia de seguridad del «mátenlos en caliente».
En su mensaje de casi una hora y media, acusó al ex Presidente Felipe Calderón de poner en marcha una estrategia absurda y desquiciada, que dejó al País con altos índices de letalidad.
Aunque reconoció la falta de crecimiento, sostuvo que existe una mejor distribución de la riqueza; y refrendó que no se permitirá el intervencionismo ante la posibilidad de que Estados Unidos dé trato de terroristas a los cárteles mexicanos.