La inseguridad está afectando la productividad del estado, reconoció el presidente de Coparmex Aguascalientes, Raúl González Alonso, al señalar que la creciente comisión de hechos delictivos está teniendo consecuencias al interior de las empresas.

Y es que cada vez son más los trabajadores que tienen que ausentarse de sus centros de trabajo para ir a presentar denuncias de hechos ante el Ministerio Público porque fueron victimas de robo ya sea en sus domicilios, de sus vehículos o en la misma calle.

Son varias horas las que los afectados están invirtiendo en esas tareas porque se trata de trámites que todos sabemos que son muy engorrosos y les llevan mucho tiempo, pero deben de hacerlo y los patrones son conscientes de ello.

Pero adicionalmente, quienes han sido víctimas del delito requieren tiempo de recuperación porque aquellos que llegan a trabajar afectados por el crimen de ninguna manera pueden tener el mismo rendimiento de un día normal, agregó.

En ese sentido, González Alonso sostuvo que Aguascalientes no necesita más pretextos, sino que exige resultados contundentes que devuelvan la seguridad al estado, como lo es la definición de una estrategia efectiva en materia de seguridad.

Sostuvo que es evidente que la estrategia implementada y vigente en la actualidad no está dando frutos, de tal manera que se requiere reingeniería de acciones y el nombramiento adecuado para poder aspirar a resultados mucho más sobresalientes.

Consideró que remover titulares puede ser positivo, siempre y cuando llegue alguien que sepa cuál será la táctica que seguirá y que tenga un compromiso muy serio para responder al clamor social de los aguascalentenses.

En ese contexto, reconoció que los hechos de sangre registrados ayer apenas unos kilómetros después de la frontera sur de la entidad, encendieron focos de alerta en la entidad que de por sí está viviendo la zozobra del delito común todos los días y en casi todos los lugares de la ciudad.

Sobre estos hechos consideró necesario que haya además estrategias de coordinación regional que refuercen las fronteras estatales, pues lo que menos queremos es que ese tipo de acciones trasciendan al territorio de nuestro estado.