La noche de este viernes, Joselito Adame cosechó una oreja de valía tras la faena al segundo de su lote de la ganadería de San Miguel de Mimiahuapan. Dos faenas de peso firmó el torero de Aguascalientes en las que imprimió el sitio y la firmeza. Jerónimo cortó también una oreja y Sergio Flores fue aplaudido en su lote.
Joselito Adame saludó a “Campirano”, de 523 kilos, jugando los brazos con lances a pies juntos que remató con vistosa media. En el prólogo de su trasteo muleteril, Adame comenzó con pases de tanteo al toro de San Miguel de Mimiahuapan. Por la senda derechista cuajó series de buena manufactura ante la colaboración del toro al que le faltó un punto transmisión. Trazos templados hilvanó Joselito en la parte final de su trasteo ya en la cercanía de las tablas. La estocada tardó en hacer efectos y descabelló, perdiendo la posibilidad de cosechar una oreja, retirándose entre las palmas del respetable.
Una oreja llegó en el segundo de su lote, “Don Raúl”, un toro al que le instrumentó una faena variada con capote y muleta, dejando cadenciosas verónicas y un vibrante quite que dio paso a un inicio prometedor con la muleta al ligar pases por alto de hinojos. El toreo al natural brotó para cuajar series con poder y verdad, el sitio también llegó cuando corrió la mano por el pitón derecho, culminando con una estocada entera su labor de la que cosechó una oreja tras la fuerte petición.

Ficha: Plaza de Toros “Revolución”, de Irapuato, Guanajuato. Un tercio de entrada en noche agradable en la que se lidiaron toros de la ganadería de San Miguel de Mimiahuapan de juego dispar. Jerónimo, palmas y oreja; Joselito Adame, palmas y oreja, y Sergio Flores, palmas en su lote.

¡Participa con tu opinión!